0

Adios a la “prometida” Oficina Local de Tráfico

Publicado por el .

Zapatero

Bueno… una nueva noticia denuncia… y mira que no me gusta traerlas hasta aquí, mira que no me gusta hablar de estas cosas, porque siempre se tiene y no se tiene la razón, porque basta sacarlas a la luz para que te tachen de lo que no eres y tampoco te importa ser. Pero en fin, como dirían los más y los menos entendidos: es que nos las ponen a huevo…

Hace 9 meses, como si fuera un parto, el Presidente del Gobierno hacía un pequeño alto en sus vacaciones en Doñana para darse una vueltecita por Jerez, ahora que es indiscutible feudo socialista. Entre un apretón de manos aquí, y un besito de cortesía por allá, nuestra señora alcaldesa parecía que le había sacado fruto a la visita relámpago de Zapatero.

Pilar Sánchez le comentó algo así como: mire usted, ZetaPé, que una ciudad como Jerez no tenga Oficina Local de Tráfico me parece indignante, que cada vez que tenemos algún lío con el coche, de esos que se tienen a menudo, pues tenemos que irnos los jerezanos a Cádiz a arreglar papeles, como se suele decir por aquí, con lo que eso conlleva, que si ya te tienes que pedir un día del trabajo, que si las colas, que si le faltan a usted siempre algunos papeles… Total, que nos vendría de maravilla una Oficinita de esas aquí en nuestra ciudad, que tampoco creo yo que sea para tanto, vamos…

Nada, nada, Pilar, diría Zapatero, eso está hecho, cuenta con la Oficina, vamos a hablar con la DGT y listo, eso te lo prometo yo, para el año que viene a estrenar Oficina…

Pues no vamos a estrenar ni el hueco, me parece a mí. Ayer la alcaldesa de Jerez manifestó que, para que nos entendamos, la DGT ha dicho que es una tontería montar otra oficina cuando ahora la mayoría de los papeleos del coche se pueden solucionar por Internet, y que se nos olvide eso de querer una Oficina porque nanai de la China…

Así que ya saben, las promesas parece que en política tienen un curso distinto a lo que se suele entender en la calle, a mi modo de ver… Se pueden prometer subida de salarios, devolución de no sé cuántos euros del IRPF y demás zarandajas, como una mínima concesión de una Oficina Local de Tráfico. Pero lo que está claro es que, si tienen problemas con el coche, o se manejan con los interneses, o ya le están pidiéndole el día libre al jefe para saludarle desde la cola del Puente Carranza

Te puede interesar

Escribe un comentario